Oración de la noche para el 1 de Abril del 2023

Dios todopoderoso, esta noche te doy gracias por haberme permitido vivir un día más junto a mi familia, a quienes amo, un día para servir y poder enmendar mis errores del ayer, un día más para ser defensor de mi testimonio y seguir fiel a Ti.

Doy gracias también Padre amado, por las cosas buenas que me pasaron hoy, por las cosas que recibí y por las personas que me hicieron bien, te doy gracias Señor por haberme otorgado el privilegio de gozar de estas riquezas. Y aunque hubieron personas que me lastimaron hoy, no les guardo rencor Señor, porque Tú me has enseñado sobre el perdón, Tú perdonas mis pecados y yo perdono los de mis hermanos en contra de mí.

De igual manera te pido que nos otorgues un descanso pleno y gozoso esta noche, también te pido Dios Eterno, perdón por las malas acciones que pude haber realizado durante el día, sé que cometo muchos errores mi Señor, pero me esfuerzo a diario por ser mejor.

Estoy tan agradecido contigo Padre de bondad, y antes de cerrar mis ojos debo decirte que el día de mañana quiero servirte más que hoy, quiero pregonar tu palabra, quiero ser un siervo fiel que lleve a mis hermanos a tu presencia y contigo a nuestro lado sé que todo es mejor y que todo se puede lograr Padre.

Oración de la noche para el 01 de Abril
Señor mío, heme aquí para amarte y adorarte desde la intimidad de mi habitación.

Esta noche te alabo con mi voz y en silencio te busco en mi oración, mis rodillas no se cansan y mi fe sigue viva, te pido que  duermas a mi lado Señor y puedas otorgarme la bendición de sentir tu calor, acurrucándome bajo tu sagrado manto, Eterno Padre.

Toda la gloria es tuya mi Dios, Gloria a tu precioso nombre y Gloria a tu hijo Jesucristo mi gran Señor, Tú vives en mí y en todas las cosas, Señor Tú eres mi fuente y mi luz, mi estrella de vida y mi gran protector, no te alejes de mí Padre Santo, protégeme y protege a mis hermanos, ellos necesitan de ti tanto como yo.

Que esta noche pueda alcanzar el reposo que mi cuerpo necesita, ha sido un día gratificante pero agotador, y mi alma busca un refugio como aquel can que busca un techo en plena lluvia tormentosa, dame lugar en tus brazos Padre, y que sea tu voluntad la que permita que mañana pueda gozar una vez más de todo lo que me das. Todo esto Señor, te lo pido con amor, en el nombre de Jesucristo, Amén.