Oración de la noche para el 13 de Octubre

Señor bendito, Padre de mi vida, me cubro con tu bendición en esta noche y me acerco hasta a Ti con un corazón contrito y transparente, pues Tú lo conoces todo de mí, sabes lo que he vivido en este día y sabes también lo mucho que necesito de tu amor. Gracias, Señor maravilloso, por todo lo que me permitiste experimentar hoy, gracias, porque sin dudarlo puedo decir que eres lo mejor que tengo en la vida.

Ha finalizado un día lleno de cosas buenas y también de muchas lecciones que aprender, pero a pesar de todo, mi Dios amado, yo quiero darte las gracias, pues en cada instante de este día he podido sentir tu amor y tu misericordia derramándose en mi vida. Gracias, adorado Padre, porque aún sin merecerlo, me brindaste todo lo que necesito y mucho más.

Gracias te doy en esta noche, Señor de Señores, simplemente porque me permitiste estar vivo, porque me permitiste estar un día más junto a mi familia y demás seres queridos, porque me permites tener un techo bajo el cual descansar y recuperar mis fuerzas y porque me ayudaste dándome trabajo para proveer mi mesa y los diferentes gastos que tengo día a día.

Como no voy a detenerme un momento en esta noche hermosa que me regalas, Padre redentor, a darte el honor y la gloria por tantas maravillas que haces en mi vida, por haberme cuidado del mal, por haberme protegido de todo peligro y de cualquier situación que pueda lastimarme. Gracias, mi buen Señor, por haber puesto paz en medio de mi tempestad y luz en mi oscuridad.

Oración de la noche para el 13 de Octubre del 2018

Buenas Noches. Los milagros ocurren cuando sustituyes las lágrimas por oración y el miedo por FE.

Ahora, que ha llegado la noche Señor, quiero seguir contigo, permanecer en Ti y en aquella presencia tuya que me hace sentir seguro y a salvo de todo mal. Por favor, Dios bendito, sigue cuidándome y protegiéndome a mí y a todos los míos. Aparta al enemigo escabroso que me tienta y en esta noche, no permitas que los temores y las preocupaciones me distraigan del descanso y el reposo tranquilo que necesito.

Padre amoroso, te pido de todo corazón, que en estos momentos te lleves de mi mente aquellos pensamientos que me atormentan y mortifican, aquellos sentimientos dolidos de mi pecho y todas esas sensaciones de angustias y desasosiegos. Por favor, permíteme dormir tranquilo y dame la oportunidad de tener un nuevo despertar, un despertar feliz, lleno de optimismo y actitud positiva, para poder lograr todos mis objetivos y hacer frente a mis problemas.

Todos tenemos momentos difíciles, es verdad mi Dios, es por ello que en estos momentos, antes de disponerme a descansar, quiero entregarte en tus manos también, la vida de las personas que se encuentren pasando momentos de dificultad. No es fácil seguir adelante cuando todo parece perdido, Señor, es por ello que te pido que les des a todos la esperanza necesaria para poder esperar en Ti y solo en Ti, Dios de misericordia.

Toda mi vida está puesta en Ti, amado Señor. Por favor no me desampares en esta noche, Padre mío y recorre mi casa con tu luz. Cuida mis sueños, mis ilusiones y dame un descanso reparador. Dame la esperanza de ver un nuevo amanecer y vivir un día más lleno de oportunidades, bendiciones y triunfos, en nombre de nuestro Señor Jesús, Amén.