Oración de la mañana para el 20 de Agosto

Majestuoso Padre, gracias por la bendición de este nuevo día, por la capacidad que tengo de poder abrir mis ojos y apreciar tus obras tan maravillosas. Gracias Señor, por el aire que respiro con facilidad, porque ahora me siento con más energía para emprender todas las actividades que esta jornada me espera.

Tengo todo, incluso más de lo que merezco y quiero aprovecharlo siempre. Gracias Padre, porque en esta mañana cuento con la compañía de mis seres queridos. Me siento tan querido y dichoso porque puedo experimentar tu misericordia a través de sus abrazos, de su mirada. Gracias por ponerlos en mi camino, porque después de Ti, son las personas más importantes en mi vida.

Gracias bendito Señor, porque hoy me he levantado con más ánimos y no me has dejado solo en ningún momento, porque pude descansar bajo un casa segura, sin miedo a las exposiciones peligrosas y porque tengo un día hermoso que me recibe con los brazos abiertos.

Hoy me levantado con muchos dones y capacidades para poder pensar en Ti, en todos los que quiero, porque puedo expresarme con mucha libertad y tengo mi cuerpos sano para poder ofrecer mi apoyo a quien lo necesite. Eres tan bueno mi Dios, que las palabras no alcanzan para agradecerte por todo lo que haces en mí.

Estoy muy agradecido contigo Señor, porque me brindas muchas habilidades y hoy me permites desarrollarlas en las oportunidades laborales que me regalas. Estoy dispuesto a dar todo de mí para que de esta manera mi corazón no sea ingrato ante todas las bendiciones que derramas sobre mí y en cada una de las personas que son muy importantes para mí.

Dios amado, tu palabra no falla, mi buen Rey, aumenta mi fe con cada oración.

Dios grande y bueno, Tú conoces todo lo que siento en mi interior, conoces la situación por la que atravieso, sabes todo lo que me llena de aflicción y de amargura, quisiera entregarte todo ello para que en tus manos, puedas darme la seguridad de que todo estará bien.

Dame la paz que necesito para contagiarla con los demás y así, poder hacer pausas antes de decidir. Inunda mi hogar con tus dones, para que todos podamos tenerte como centro de todo.

Con mucho fervor te pido mi Dios fiel, que cuides a todas las personas que empiezan este día lejos de sus hogares, Protégelos de todo mal y bríndales la motivación que necesitan para que siempre se esfuercen en dar todo de sí en sus actividades.

Déjame amado Padre, empezar este día tomado bajo tu diestra, concédeme un día lleno de aprendizaje y de búsqueda de tu amor constante. Ayúdame a hacer las cosas con mucha dignidad y a ser reflejo de todo lo que Tú has dejado en este mundo, te lo pido en nombre de Jesucristo, Amén.

36 comentarios en «Oración de la mañana para el 20 de Agosto»

Deja un comentario

Recibe cada día el poder de la oración

Don`t copy text!