Oración de la noche para el 30 de Octubre

Padre bondadoso, te doy gracias por el día que ya va concluyendo, pues en el transcurso del mismo no te separaste ni un segundo de mi lado, porque me permitiste llegar con bien en el viaje de retorno a casa y porque el día fue provechoso para mí, a pesar de los obstáculos y los diversos problemas que se presentan en la vida.

En esta noche solo puedo estar agradecido por tu infinita misericordia, porque siempre me proteges y me animas para no decaer, Señor amado. Siempre renuevas mis fuerzas para seguir adelante y avivar el fuego que está en mi corazón. ¡Cómo no te voy a adorar, mi Padre celestial, si derramas tus bendiciones en mi vida! Todo el honor y la gloria sean siempre para Ti, Rey de Reyes y Señor de Señores.

En estos momentos me dispongo a descansar, mi Dios, para que mi cuerpo pueda recuperar las energías que invirtió a lo largo de este hermoso día. Despeja mi mente, despeja mis ideas y ayúdame a tener un descanso reparador. Que no divague mi mente antes de dormir, dejándose llevar por las angustias, sino más bien, ayúdame a conciliar el sueño de manera que pueda dormir plácidamente, mi Señor.

Dios de mi vida, cuida mis sueños y que nada perturbe mis pensamientos, que mi cabeza repose en mi almohada con mucha tranquilidad sabiendo que mientras duermo, Tú cuidarás de mí y todos los míos.

Oración de la noche para el 30 de Octubre del 2018
Es de noche y Dios no deja de ver tus lágrimas, no ignora tus oraciones y no se quedará callado ante tu clamor. ¡Confía en Él!

Y en esta oración que te entrego en esta noche, mi Señor, quiero agradecerte por mi familia y por estar presente en cada uno de sus momentos. Gracias porque les ayudas a superar las pruebas, porque siempre estás para ellos como un defensor de los males que puedan acecharlos, porque vigilas sus pasos y los ayudas a encontrar el camino correcto a casa para que disfruten del amor y de la unión que viene de Ti.

Si hubieron momentos durante el día en los que no actué con sabiduría, te pido perdón Señor. Soy muy débil y constantemente suelo caer en los errores que prometí no repetir, sin embargo mi debilidad es muy grande. Te pido perdón porque no te puede reconocer en el hermano que necesitó mi apoyo, porque fui indiferente a las acciones de mis prójimos o porque alguna palabra mía ofendió a las personas que más quiero.

Dios misericordioso, posa tus ojos en este tu hijo, mira mi corazón arrepentido y otórgame tu perdón. Enséñame el camino que debo seguir y los mandatos que debo obedecer, Padre bueno. Borra de mi corazón todo tipo de resentimiento, recelo, envidia o cualquier sentimiento malo, que solo haya espacio para el amor, la alegría y la bondad que vienen de Ti.

Oh padre bendito, te pido que me concedas la oportunidad de poder gozar de un nuevo amanecer y seguir luchando por ser un mejor hijo tuyo. Dame un nuevo día, con un corazón nuevo, con un entusiasmo recargado y con mucha ilusión. Anhelo con todas mis fuerzas poder tener éxito el día de mañana. Dame por favor esa gracia y concédeme lo que mi corazón necesita, Señor. Todo esto es en nombre de tu Hijo amado Jesucristo, Amén.

84 comentarios en «Oración de la noche para el 30 de Octubre»

  1. Buenas noches, Divino Padre Celestial, esta noche ha llegado y vengo a Tí para darte gracias por el día que me permitiste disfrutar, por la alegría de poder esta con mi amada familia, por qu trajiste a mi niña con bien a cas, acompañándola en ese largo camino que emprendió, gracias Padre Amado, por la salud que me concediste, por los momentos que me permitiste por el techo que nos cubre, por el vestido y el sustento, gracias por los sagrados alimentos que pusiste sobre la mesa, que compartimos en tu santo nombre.
    Amado Dios, te pido perdón por los errores cometido durante esta jornada, por las ofensas a mi prójimo, aun cuando te prometo no volver a cometer los mismos errores, perdón por las veces que con mi indiferencia finjo no escuchar o no ver a mi hermano que necesitaba mi ayuda, perdón Padre Bendito.
    Esta noche Amado Señor, te suplico derrames tus bendiciones sobre mi amada familia, cuídalos de todo peligro que pueda amenazarlos, concédeles la salud, y no permitas que daño, plaga o enfermedad se acerque a ellos.
    Esta noche Señor te ruego m acompañes en mi descanso, que seas el guardián de mis sueños y del de mis seres queridos, no permitas que malos pensamientos perturben nuestro descanso y concédenos un descanso placentero recuperador de nuestras energías y si es tu voluntad permítenos despertar a un mañana donde podamos seguir gozando de tu compañía y cumpliendo con la misión que tienes preparada para nosotros y así poder servirte, amarte y alabarte como el Gran Señor que eres, Padre de todo el Universo y creador de cielo y tierra, bendíceme Señor, se mi guía y mi compañía, te lo pido por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.

Deja un comentario

Recibe cada día el poder de la oración

Don`t copy text!