Oración de la noche para el 7 de Marzo del 2024

Mi buen Señor, llegado el fin de este día, me postro ante tu presencia y de rodillas, quiero darte muchas gracias por todo lo que hoy viví, gracias por los hermanos que compartieron junto a mí esta larga jornada, que por cierto se hizo muy hermosa, porque Tú estuviste allí para poder seguir encontrando ese amor incomparable y desmedido, ese amor completo que solo a Ti te caracteriza por sobre todas las cosas.

Gracias mi Padre bendito, por los momentos bendecidos y llenos de mucho cariño que me regalas, gracias por los momentos de aprendizaje en la dificultad, porque hacen que mi corazón te busque más y más. Que mi necesidad de Ti se haga inagotable, Señor, para poder juntos lograr muchas cosas que parecen a veces inalcanzables en esta vida.

Gracias por la salud, por esta bella sensación de estar vivo y de poder percibir todo lo que vas haciendo en mí. Gracias querido Padre, porque puedo dirigirme hacia Ti esta noche con mi humilde oración.

Padre hermoso, tu obras maravillas con la inmensidad de tu gracia. Gracias por todos lo momentos de alegrías y penas que hoy pude experimentar, porque todo ello hace que te busque de manera constante a lo largo del día, para así poder glorificarte y bendecirte, a Ti, mi Señor, Rey por sobre todo nombre. bendito y alabado seas Dios mío, por todas las bendiciones en mi vida y en la vida de mis seres más queridos.

Buenas noches, tu presencia me llena de fuerza y tu espíritu me sosiega.

Mi vida es tuya, Padre misericordioso, porque todo lo haces nuevo y bello, tu santa mano todo lo puede y todo lo sana. Antes de cerrar mis ojos, quisiera poner a tus pies mis problemas, mis desequilibrios emocionales, mis dudas. Tómalos Señor, para yo poder entenderlos y entenderme un poco más.

Te entrego todo esto para que me ayudes a ver más allá de esas cosas negativas, tener un descanso pleno y, que al levantarme, pueda actuar con una mejor actitud ante lo que se me presente. Enséñame a tomar todas esas inquietudes como un un campo de entrenamiento para santificar mi alma y no conformarme con las cosas fáciles.

Quiero amarte y ser obediente en todo lo que me pidas Divino Padre, gracias por llamarme por mi nombre en todo momento, por hacerme sentir especial con cada gracia que depositas en mí día a día. Mi alabanza y gratitud es para Ti por siempre precioso Padre, que el poder de tu inagotable amor, reine en todos los corazones que te buscan y sean envueltos en la hermosura de Tu mirada.

Te entrego a mi familia Señor, para que sea curada de todo mal físico o espiritual que puedan tener, solo Tú los conoces mejor que nadie, bendice sus vidas y regálales un buen descanso. Gracias querido Dios, por escuchar lo que te pido, porque no hay mejor lugar que tus brazos, para poder ser protegido y cuidado con amor. Te lo pido en el bendito nombre de nuestro precioso Jesús, Amén.

Unidos en Oración

Instalar
×
¿Desea recibir oraciones diarias? Sí, amén No, gracias