Oración de la mañana para el 12 de Agosto

Oración de la mañana para el 12 de Agosto

Maravilloso Padre, en esta hermosa mañana quiero ofrecerte las riendas de mi corazón para que se haga tu voluntad y no la mía, pero antes te agradezco por haber dejado que el sol entre por mi ventana una vez más, llenando mi habitación y mi corazón de tu luz perpetua.

Gracias precioso Rey, porque al levantarme atendiste muy rápido todas mis necesidades, no me falta pan en la mesa, para reponer energías desgastadas en la noche anterior, colocas a bellas personas que me enseñan día a día como es vivir en tu amor misericordioso, gracias por dejarme compartir con ellas, por la salud que me brindas para realizar con gozo todo lo que tenemos pendiente.

Enséñame a saber valorar todo lo que con mucho cariño me brindas Dios mío. Gracias misericordioso Padre, porque tengo la esperanza de que hoy será un grandioso día, lleno de muchas cosas para saber aprovechar y así ir aprendiendo mientras enriquezco mi alma en Ti, por entenderme en los momentos más complicados de mi existir, por no dejarme solo expuesto al peligro en la noche.

Es por eso que quiero adorarte esta mañana, y que mi alabanza sea tan fuerte, tan llena como los rayos del sol. Porque no hay nadie como Tú y aquí en el cielo y la tierra eres hermoso mi Dios. Seas siempre alabado y santificado Padre lleno de infinita bondad, por los detalles que a diario nos brindas a todos tus hijos sin excepción, haciéndonos sentir tan especiales ante tus inmaculados ojos. Que toda la gloria sea para Ti.

Dios de Amor, hay tantos motivos para no dejarte ir, para sentirme tan agradecido, porque en cada cosa, grande o pequeña, me percato del gran valor que ésta tiene, así puedo notar el valor como persona que tengo y que los demás tienen, para ser tratados todos como tal.

Padre mío, agradecido estoy por tu bondad, por tu generosidad y por tu amor sin límites.

No me imagino una vida sin el poder de tu amor, sin la fuerza sobrenatural que nos brindas, sin tu compañía en los momentos de peligro Señor, nuestra vida sería completamente vacía, sin tu presencia, sin la caricia del viento que creas para nosotros, sin el calor del cielo que nos envuelve.

En esta mañana, quisiera pedirte piadoso Señor, por aquellas personas que por ahora no han tenido la oportunidad de trabajar y se sienten desesperadas. Dales calma mi Dios, para que ya no se angustien más y poco a poco puedan aceptar estas pruebas como parte del plan que tienes para ellos, llena sus corazones de esperanzas, porque Tú no dejas solo a nadie Señor.

También desearía Dios mío, que me puedas colmar con tu gracia infinita, la mente y el cuerpo, para que todo lo que voy a realizar resulte exitoso. Dame la fe para sostener mi vida ante las adversidades que se me presenten y así yo no me sienta sorprendido en la flaqueza.

En este inicio de día, me refugio y confío en Ti Padre de bondad, me entrego por completo a toda tu voluntad. Muéstrame siempre tus caminos, los que me conducen hacia tu precioso rostro, hoy quiero ser el instrumento que el mundo necesita para llevar más almas hacia Ti en el amor, te lo pido en nombre de Jesús, Amén.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Unidos en Oración © Todos los derechos reservados
Unidos en Oración
Left Menu Icon