Oración de la noche para el 9 de Junio

Dios todopoderoso, con la noche puesta frente a mis ojos, me arrodillo ante Tu presencia para poder charlar un poco. Quiero darte gracias por el bienestar que prestas sobre mi en cada labor, en cada estudio y en todas las diversas actividades que realizo día y noche. 

Gracias por los momentos tan confortables que me dejaste pasar, en cada conversación, en cada mirada, en cada abrazo o compañía de personas que hoy colocaste para mí, me llenan de alegría y me recuerdan que eres un Padre lleno de vitalidad y con espíritu de gozo y juventud.

Gracias por los resultados exitosos y beneficiosos que me dieron los trabajos y estudios que me diste como un oportunidades. Gracias mi Dios, porque me regalaste destrezas para poder emplearlas con habilidad en cada una de las actividades, por los dones que me hacen cada vez más humano y de corazón sensible, para apoyar a mis hermanos en Cristo.

Siempre me va a costar esto, pero te doy gracias también por las dificultades, no las entiendo en su totalidad; pero en tu divina sabiduría, Tú las has permitido para engrandecer mi mente y espíritu. Te pido por el desempleo, por la enfermedad o por los duros momentos de crisis que paso, para que pueda aprender de cada uno y ser firme en tus promesas.

Feliz descanso, si es de Dios, las cosas se lograrán. Haz lo que te corresponda y espera en Dios.

Gracias por no dejarme olvidado, siembra en mí la esperanza de que cada problema serás resuelto, ayúdame a recuperar la confianza en las personas que me han lastimado, para comprender el por qué de sus acciones y perdonarlos en tu misericordia mi Señor.

Hoy te pido, por las personas que no pueden conciliar el sueño, porque las confusiones invaden sus pensamientos y los hacen perder el enfoque principal que eres Tú, ten compasión de ellas amado Señor, para que retires todo dolor, toda envidia y falta de paz. 

Dame tu divino aliento, que fortalezca mi espíritu, levante mis ánimos y repare mis fuerzas; para que al final seamos dos en uno en este amanecer que promete mucha bendición.

Concilia mis sueños en Ti piadoso Dios, porque me siento muy vulnerable y débil. No te apartes por favor, sé que no soy digno de tu grandeza, pero permíteme pedirte que seas mi guardián, aleja de mí toda maldad que quiera perturbarme, llena de calma toda mi habitación, porque esta noche me abandono en tus brazos. Buenas noche, en el nombre de Jesucristo, Amén.

48 comentarios en «Oración de la noche para el 9 de Junio»

Los comentarios están cerrados.

Don`t copy text!