Oración de la mañana para el 18 de Junio

Señor de mi vida, buenos días, en este regalo de amanecer, quiero elevar mi alma en oración para proclamar tu divino nombre y con la confianza de que seré escuchado. Me acerco hacia tu majestuosa presencia, para darte gracias de corazón por esta nueva oportunidad que me brindas para poder concluir algunas cosas que quedaron en el día de ayer y empezar desde cero con otras.

Gracias mi Dios porque pude reparar mis fuerzas mediante el buen sueño que me concediste, pude descubrir una pizca de la grandiosa paz que tienes entre tus brazos, mi gran Padre. 

Hoy despierto en tu presencia y deseo alabarte con todo el corazón, porque estás conmigo en todo momento, bendito seas Señor, porque tu misericordia y tu sabiduría son grandes, porque hoy puedo otra vez esforzarme por lograr mis objetivos.

Bello Creador, en esta mañana, quisiera pedirte por las personas que están comenzando este nuevo día sin tu presencia, por aquellos que no te toman en cuenta en nada de lo que hacen, por los que se han alejado de Ti y viven con el corazón desesperanzado. 

Que tu misericordia nos cubra y así, nuestra esperanza permanezca en cada uno de nosotros hasta el día en que Tú nos llames, mi Dios. No permitas que caigamos en la rutina que nos aleja de Ti, que siempre tomemos cada día como uno diferente y especial. 

Mi Señor, eres el salvador de mi vida, el que cuida mis pasos y me rescata de las turbulentas aguas.

Mi Señor, te pido también por mi familia para hoy sea un día de mucho beneficio. Que todos los planes que tienen programados sean vigilados por Ti. Cuídalos mucho por favor, que todas las decisiones que tomen sean con mucha prudencia y tráelos con bien a casa al finalizar sus actividades.

Si están atravesando por alguna dificultad, dales la calma que necesitan y la sabiduría para actuar correctamente y dar una buena solución, que siempre te busquen para escucharte y recibir tu consuelo. Por favor Señor, te pido que mires con bondad sus vidas y no tomes en cuenta sus faltas, deja que salgan victoriosos de cada prueba en tu santo Nombre.

Ahora me dispongo a empezar este día, con ganas de amarte cada vez más. Dame la sensatez para vivir cada momento experimentando tu gracia y haciendo las cosas como Tú quieres que se hagan, porque sin amor ni tu gracia no soy nada Señor, por más riquezas o más fama mundial, no hay nada que se compare con Tu amor. 

Padre celestial, te ofrezco todo mi día. Permanece a mi lado durante toda la jornada y no permitas que el día termine sin tu protección. Si en algún momento se me acaban las palabras para adorarte o expresar mi sentir, que cada latir de mi corazón o cada parpadear de mis ojos digan que te amo. Todo esto te lo pido en el nombre de Jesús, Amén.

49 comentarios en «Oración de la mañana para el 18 de Junio»

Deja un comentario

Recibe cada día el poder de la oración

Don`t copy text!