Oración de la mañana para el 15 de Agosto

Oración de la mañana para el 15 de Agosto

Querido Padre, el sol va despejando el cielo hermoso mostrando el azul de su esplendor, dándome los buenos días con sus primeros destellos en mi habitación, me siento privilegiado de poder ser testigo de esta muestra tan bella de amor que me regalas. Ante tus pies, me arrodillo y elevo mis brazos en símbolo de gratitud y alabanza por todas las maravillas que obras en la vida de muchas personas.

Gracias porque con este nuevo amanecer, me brindas nuevamente tu amistad, ya que nadie me conoce más que Tú, en mis mejores y peores momentos, siempre eres fiel y me proteges desde que cierro los ojos hasta que los vuelvo a abrir para contemplar tu majestuosidad.

Adorado Padre, mis palabras no alcanzan para describir la admiración y la gratitud que siento por Ti, no existe nada que pueda medir la grandeza de tu amor, mis alabanzas quedan pequeñas ante todo lo que eres y significas para mi vida Señor, pero aún así te rindo pleitesía mi Dios.

Gracias porque hoy despierto con muchos ánimos para comenzar este día lleno de entusiasmo y de ilusión, pues hoy también es una gran oportunidad de enmendar mis errores cometidos. Todo lo que tengo planeado lo coloco a tu divina disposición Señor, para que los puedas tomar con mucha consideración y bajo tu mirada, yo pueda saber si todo ello está en el libro de tus promesas para mí.

Llena mi vida de mucha paz, esa que es inexplicable, pero que llena los vacíos que todos solemos tener. Dame la tranquilidad para poder comprender todo lo que tienes destinado para mí, quisiera ser un portador de tu mensaje de salvación, un fiel instrumento donde puedan encontrarte y no salir del camino que Tú has forjado para cada uno de nosotros.

Dios mío, tu fuerza me conduce, tu poder me sostiene, tu mirada me vigila y tu mano me guarda

Hoy, te encargo a los seres que más amo, para que en este día les vaya muy bien en todo lo que quieren emprender. No descuides las dificultades que puedan pasar Señor, dales la posibilidad de refugiarse en tu Palabra, para que con sabiduría, puedan darle una solución muy asertiva. Te doy gracias porque a pesar de todo, nos mantenemos juntos y nos queremos mucho.

Que la oración sea una de las armas más poderosas para preservar nuestra unión, que a pesar de las diferencias que puedan existir, el amor fraterno pueda más, siempre y cuando permanezcas en medio de nosotros como Tú lo afirmas en tus escrituras, bendícenos y enséñanos a siempre tenernos paciencia y tratarnos con mucha ternura Señor.

Gracias por lo que hoy me brindas Señor, porque siempre estás dispuesto a ofrecerme todo lo que de corazón te pido sobre todo lo que realmente sabes que necesito. Enséñame a ser más humilde, a poder mirar a los demás en la sencillez, para así crecer como un corazón como el tuyo.

No permitas que caiga en las asechanzas del maligno Dios mío, empiezo este día confiando en Ti y en tu voluntad. Cuídame de todo peligro mi Señor, también cuida a mis seres queridos, te los encargo con mucho cariño y fervor, en el nombre de Jesús Rey, Amén.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Unidos en Oración © Todos los derechos reservados
Unidos en Oración
Left Menu Icon