Oración de la mañana para el 9 de Mayo

Padre bueno, esta hermosa mañana me habla mucho de Ti, gracias por regalarme un nuevo despertar lleno de nuevas oportunidades para trabajar por mi felicidad. Me acerco con humildad, para decirte que mi corazón desborda las primeras emociones y sentimientos de alegría, porque reconozco tu amor de inmediato, porque pones buenas cosas en mi camino.

Gracias por tu paz, ese espacio donde he podido descansar durante la noche, por tus bendiciones y porque nuevamente, un gran día empieza para mí. Tengo la esperanza de que hay algo bueno vendrá hoy, algo que me hago fortalecer nuestra amistad, nuestra unión fraterna.

Quiero decirte que te amo Padre celestial, que no hay nada que pueda separarnos de este amor, porque haces milagros en mí y prestas mucha atención a cada oración que elevo al cielo. Gracias porque no hay límite alguno para todo lo que me envías, porque me das oportunidades de vivir bajo tu cuidado y así cumplir todo lo que tanto anhelo.

Tú todo lo haces nuevo y bello Señor, desde el aire que respiro, desde los alimentos que colocas en mi mesa, hasta los abrazos y palabras de ánimos de las  personas que no me conocen, pero sé que Tú las has puesto para hallarte siempre. No quiero lastimarte con mis fallas amado Padre.

Fortalece mi alma con tu Santo Espíritu, para resistir cualquier tentación que quiera nublar esta radiante mañana, hazme consciente de todo lo que has hecho por mi, para que cuando llegue el mal momento, las recuerde y así no me desvíe del camino que Tú has trazado con tanto esmero. Que tu firmeza me acompañe para poder tomar decisiones que sean asertivas y lograr obtener con éxito mis propósitos.

Bendito Señor, llena mi vida de amor y nunca me dejes en los momento de dificultad.

Gracias te doy, bendito Dios, porque me amparas, porque estás pendiente de mi clamor y de cada oración. Engrandezco tu Nombre mi Señor, por darme una respuesta a lo que mi corazón te pide y porque alejas mis temores en la adversidad, eres muy bueno, me siento dichoso por buscarte siempre. 

Esta mañana, quisiera pedirte también por todas las personas que son agredidas y por las que reaccionan de manera intolerante ante cualquier situación que no les parezca de su agrado, para que sus corazones vuelvan a ser blandos como el primer día que vinieron al mundo, para que la maldad y el dolor se aparten de sus vidas.

Mi querido Dios, necesito empezar mi día tomado de tu mano, con la petición de que bendigas mis labores. Si en algún momento este corazón se desanima, enciende el fuego y muéstrame tu amor con mucha más intensidad, para saber dónde mirar y restablecerme. 

Ayúdame oh buen Padre, a vivir este día con mucha alegría, que mi alma se enorgullezca en Ti para que todo aquel que me escuche, también se alegre en tu presencia. Permíteme ser instrumento de tu amor para llevar tu mensaje y alejar cualquier temor de quien te busque, quiero ser esa pequeña semilla de caridad, donde más adelante florezca la fe en todos los corazones con hambre y sed de Ti, en el Santísimo Nombre de Jesús, Amén.

Deja un comentario

Don`t copy text!