Oración de la noche para el 18 de Agosto

Padre todopoderoso, hoy he sentido que has prestado mucha atención a mis súplicas matutinas y me has brindado las oportunidades justas para poder aprovecharlas, muchas gracias querido Dios, siempre eres tan preciso en lo que haces, no quiero dudar nunca de ello. Ahora solo quisiera poder refugiarme en Ti mediante el descanso, tuve un día muy agotador pero muy bonito.

Muchas gracias Dios bueno, porque tu Palabra estuvo presente de manera tan sutil pero a la vez directa, que me he podido dar cuenta de lo importante que soy para Ti y que no descuidas las direcciones del camino que dibujas para mí.

Eres tan fiel Señor, que no me has desamparado en ningún momento, has estado en el sonido de la gente al conversar y hasta en el silencio, gracias por ser mi amigo del alma y mi compañero de aventuras.

Gracias porque con cada día que pasa, aprendo a valorar los detalles y esfuerzos que haces para que yo sea feliz, por la dedicación de mis padres para que yo haya estudiado y sea formado en integridad, en el techo que tengo para poder regresar de mis actividades y poder descansar y compartir con seguridad, porque me permites disfrutar con bienestar todas tus bendiciones.

Es de noche, Dios te dice: Confía en mí que no permitiré que sientas miedo.

Que hoy y siempre reine la gloria para Ti, Oh Padre amoroso, deseo con fervor que seas el primer pensamiento de mis mañanas y de mis noches, porque todo el tiempo eres realmente bueno. A Ti levanto mi alma para que con mis alabanzas puedan ser lindas melodías para tus santos oídos Señor, porque te amo y quiero hacer lo mejor para Ti.

De manera particular, te doy gracias por las cosas que no permites o incluso quitas de mi vida. Muchas veces se me hace complicado comprenderte, pero siento que Tú siempre haces todo perfecto y si ello está incluido en tu plan, entonces ayúdame a aceptarlo siempre sin quejarme por favor.

Esta noches, libera mi vida por completo de toda duda o de todo dolor que persigue constantemente mi corazón y ronda en mis pensamientos. Que mediante este sueño, yo pueda ser restaurado. De la misma manera te pido por aquellos que se sienten igual o tal vez, peor que yo para que puedas darles un descanso curativo para su alma y así, no dejes de confiar en Ti.

No te apartes de mi por favor adorado Señor, deja que pueda recostarme en Ti para ser arrullado, porque ante Ti me vuelvo el más pequeño de los hijos. Y si Tú quieres, dame un nuevo amanecer para seguir contemplándote, te lo pido en nombre de Jesús, Amén.

Deja un comentario

Don`t copy text!